Técnico realizando una inspección de Calidad Ambiental InteriorLas inspecciones periódicas se realizan para comprobar que se garantiza el buen funcionamiento de los equipos e instalaciones, así como los niveles mínimos de contaminación, ruido, aire y humedad, con el objetivo de asegurar una calidad ambiental de aire en el interior adecuada que garantice el confort térmico de las personas. El aire interior de los edificios debe inspeccionarse por profesionales certificados para garantizar el cumplimiento de los niveles guía de los agentes físicos, químicos y microbiológicos que suelen normalmente contaminar los ambientes interiores así como del funcionamiento de las instalaciones.

 

¿Qué debe inspeccionarse?

Debe inspeccionarse el estado higiénico y mecánico de los sistemas de climatización y ventilación, unidades de tratamiento centralizadas, redes de conductos de impulsión y retorno, unidades autónomas, así como todos los elementos que lo componen. También se debe de inspeccionar:

  • Los contaminantes químicos (formaldehído, ozono, metales, fibras, compuestos orgánicos volátiles, entre otros).
  • Los que ocasionan problemas de estrés térmico (formación de corrientes de aire, demasiada humedad, alta temperatura).
  • Factores físicos inadecuados (iluminación inadecuada, excesos de ruidos, campos electromagnéticos elevados).
  • Alta concentración de microorganismos en el ambiente.

A modo de ejemplo para la evaluación higiénica de los sistemas de climatización de las áreas sometidas a estudio, según indica la norma UNE 100012, se realizará inspección de un número representativo del conjunto del sistema, nunca siendo inferior al 25% del total de UTAs y conductos.

tabla

imagen11imagen14